miércoles, 4 de julio de 2012

LA PARTIDA DE PÓKER


Me tomé el décimo whisky con horchata. Mi alcoholismo crónico me apuntó de nuevo con una afilada navaja al cuello. No tuve más remedio. La suerte me estaba castigando atrozmente, y estaba asfixiado por las deudas del juego.
Mi tío Eresmildo, recién salido del presidio, condenado por mala praxis médica, había ofrecido su casa al grupo para la velada, y como era sin duda la mejor y más surtida, ninguno había puesto pega alguna. Había dispuesto una mesa bien variada de comida y bebida, con sirvientas desnudas bien adiestradas para ir llenando platos y copas conforme se vaciaran. Deseaba una larga reunión ludópata con sobremesa y partida de póker, y lo quería conseguir. El tapete de juego estaba formada por cuatro individuos: Mi tío, el Dr. Eresmildo Prepuzio, Filadelfo, un reputado y grotesco copiloto de rallys tartamudo, Fructuoso, un experimentado buzo de recogida de pelotas de golf que vestía un mugriento chándal de color vistoso, reflectante, como los chalecos de los basureros, y del que se podía oler el hedor a sudor fresco mezclado con el dulzor nauseabundo del anís, y por supuesto, yo.
La noche transcurrió más o menos como estaba previsto. Como no podía ser de otra manera, yo resulté el labriego que todos esperaban y fui perdiendo cantidades que, en partes más o menos proporcionales, fueron a parar a mis tres adversarios. La mala suerte del que sabe que tiene mala suerte. Intentaba sobreponerme a ella, pero no podía.
Filadelfo, mi tío, y el individuo de mejillas rosadas y surcadas por venitas rotas, ganaron la cuatro primeras partidas. Las apuestas fueron subiendo de cantidad.
En la quinta partida, tenía un ocho de picas boca arriba, y la suerte hizo que me quedara con una pareja de ases y otro ocho; cambié una carta y obtuve un nuevo ocho. Full. Una buena jugada, aunque no muy elevada. Filadelfo, mientras sorbía el gintonic al que previamente, y aprovechando su breve ausencia para ir al aseo, escupí dentro las infectas expectoraciones de mi cruel resfriado,  pidió dos cartas y cambió la que tenía boca arriba. Lo tenía… Puso un As a la vista de todos, pero la carta que se había llevado era un ocho. Yo tenía los otros tres en mis deformes manos. Y aunque el suyo era de rombos, mismo palo que su As, era imposible que tuviera escalera de color. Un póker de ases no era una opción; nunca es una opción para el resto de jugadores. Debía arriesgar,  así que me lancé al fango:
-“Empiezo.
 ¡¡Mil Euros!!"- vociferé golpeando mi pene encima de la mesa.
Mi tío, que hábilmente utilizaba su severo bizqueo para desorientar a sus adversarios, dudó sólo una fracción de segundo, repasando mentalmente las posibles jugadas de los demás, y decidió que valía la pena arriesgarse. -"Dos mil"- sonrió mostrando su dentadura devastada por el escorbuto mientras ponía los billetes encima de la mesa.
-“Voy!”- afirmé con rotundidad mientras el humo del cigarro que colgaba lacio entre mis labios, me hacía poner esa cara de cuando Clint Eastwood mira al sol.
Y, cuando metí la mano en el bolsillo para sacar el dinero que diestramente había mezclado con billetes del Monopoly, noté un cosquilleo. El hormigueo del tahúr empedernido. La pasión del ludópata.
-“Y subo otros dos mil.”- grité visiblemente eufórico. Era el ansia del jugador, que tanta bazofia había traído a mi vida.
Fructuoso se limpió el sudor de su frente, aliviado por no estar en esa pelea. Tenía en su cuero cabelludo garrapatas del tamaño de murciélagos.
Yo enseñé mi full de ochos y ases. Y de pronto me relajé: -"Full de ochos y ases"- susurré con aires de ganador, esbozando una aterradora risita.
Miré a mi tío con una sonrisa indisimulada en mi boca, y el muy hijo de puta, me la borró de un plumazo: Escalera de color. Baja, del dos al seis de rombos. Retiró el dinero del centro de la mesa con cierta indolencia, como si no le importara, sabiendo que yo salivaba como un perro hambriento a la puerta de una carnicería.

Empecé a hablar lenguas muertas, a inventar palabras, a emitir psicofonías en alemán. El asma empezaba a hacer estragos en mis demacrados pulmones. Alcé los brazos mirando al cielo a la vez que gritaba: -" Nooooooooooo!!!!"- Me había arruinado.
Iniciamos la sexta y última partida. Debía reponerme como fuera. Filadelfo repartió de nuevo las cartas con  facilidad de croupier, con un gesto de concentración, mostrando unos dientes tan amarillos que se podía untar de mantequilla una barra de pan. Posiblemente aquella estremecedora boca sólo había sido besada por los palillos.
Levanté mis cartas y tuve una inesperada erección. Cinco cartas: Reina de tréboles, Reina de picas, Reina de diamantes, el grotesco comodín y un cuatro de bastos. Comencé a sudar, a sangrar por los oídos. Me sequé el sudor con la funda de ganchillo para el papel higiénico que mi madre me había regalado, y que tanta suerte me traía. Los costrones de legañas cayeron encima de la mesa al abrir mis ojos como naranjas. Chupé el limón de mi whisky tratando de tranquilizarme. Tenía un póker. Intenté disimular silbando una canción de Falete, pero probablemente mis pupilas me delataron. 
-"Una"- susurré cambiando el cuatro de bastos que no sé qué coño hacía allí. Levanté la carta y repentinamente eyaculé. Algún gato debía haberse cruzado con un hombre negro. Era la inmaculada Reina de Corazones. ¡¡Repóker!!. Estaba más inquieto que Don Quijote en un parque eólico.
-" Voy. 5.000€ y mi casa"- susurré intentando simular que era un farol con fingidos tics nerviosos faciales.
Filadelfo y mi tío se retiraron, pero Fructuoso, arrugando un entrecejo capaz de amortiguar el impacto de una bala, replicó: -" 5.000 €, mi casa y el que pierda, se rasura una ceja."-.
-" Lo igualo"- vociferé mientras eyaculaba por segunda vez. Fructuoso, mostró sus cartas: Full. Respiré aliviado. La suerte se había aliado conmigo. La Reina de Corazones había venido a rescatarme.- " Repóker"- grité enseñando mis cartas.



212 comentarios :

  1. Si aún conserva el talismán de la Reina de Corazones, le ruego me la haga llegar.
    Me será de gran utilidad, especialmente en momentos de soledad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamento comunicarle que no podré satisfacer su deseo. La carta se encuentra en pésimas condiciones de estado.

      Eliminar
    2. Intuía la respuesta. Manchada de ADN, no?¿

      Eliminar
  2. ¿Eyaculó por el repóker o por la grandiosa imagen de la reina de corazones?
    Advierto, la respuesta, me importa tres carajos.

    ResponderEliminar
  3. ¿Es agradable al tacto esa carta?

    ResponderEliminar
  4. Estoy alucinanado en colores, pero de todos los colores. Qué risas.
    Enhorabuena por el blog.

    ResponderEliminar
  5. Podría hablar largo y tendido sobre mi habilidad para los tejesmanejes pokeriles , pero no voy a hacerlo, porque significaría ponerme a hablar aquí, yo solo en mi casa con un ordenador y como que es de loco, y yo no estoy loco. Lo juro por la Virgen del Carmen que en buenaventura me tenga en su seno (hmmm senos)

    ResponderEliminar
  6. Tengo una desagradable sensación pánico al comprobar que se dio cuenta del 4 de bastos.
    Fui yo, quién manipuló la baraja de cartas.
    Impóngaseme una pena acorde con el delito, que por la presente me comprometo a llevarla a cabo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca impondré una pena a un maestro como usted. Cabrón.

      Eliminar
  7. Jajajajaja Genial!
    Se-te-va. Y perdona que no te trate de usted. Nunca sé que comentar a tus entradas. Simplemente que sabe que te leo.

    salu2!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues eso, no comente, porque por lo que ha dicho, hubiera sido mejor.

      Eliminar
  8. No me haga este kilometraje postal, que hoy he venido resacoso a trabajar. Joder cada vez se alarga más en sus relatos. Copio y pego para leer tranquilamente en casa, cuando mi cerebro se digne a salir de su madriguera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tómese su tiempo amigo Mario.
      Leer este artículo mientras se practica el noble arte del vaciado intestinal es sumamente aconsejable.

      Eliminar
    2. Sin olvidar el cigarrito,,,,

      Eliminar
  9. CADA DÍA ME GUSTA MÁS!
    Fascinante. Encefalorreico. De quitarse sombrero y medio. *Clap, clap, clap*

    ResponderEliminar
  10. Jajajajajajaja
    Sus noches en vela son muy productivas por lo que veo ;)
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Noches de insomnio, noches de lucidez, noches de múltiples autoestimulaciones.

      Eliminar
  11. Respuestas
    1. Pues va ser que no amigo Felipe. Esa carta es personal e intransferible. Toquetee el escroto de su jefe si quiere.

      Eliminar
    2. Ya se las toco, se lo aseguro.

      Eliminar
  12. Pues más que la reina de corazones la carta se parece a una de esas máscaras de Scream.
    Excelente entrada Sr. Capullo.

    ResponderEliminar
  13. Genial. Díría que insuperable, pero es que sueles superarte a ti mismo.
    El 4 de bastos en medio de esa baraja y Quijote nervioso en un parque eólico han hecho que me mease de la risa, pero literalmente.
    Eres un genio, grande, grande! Lo cual en el fondo me apena porque los genios nunca están al alcance de las simples y humanas mortales

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Belkis:Yo fui, soy y seré un genio. Y estoy a tu entera disposición.

      Eliminar
    2. Ahí me tienes también para lo que precises belkis.

      Eliminar
    3. El genio es la Reina de Corazones amiga belkis. Yo sólo soy un humilde y completo capullo,,,

      Eliminar
  14. BRAVO!!!!
    No sé si felicitarle por esa capacidad que tiene para hilvanar frases surrealistas una tras otra sin que tengan la menor relación o irme al botiquín a tomarme el opiáceo más potente que haya...

    ResponderEliminar
  15. Esta vez te has superado a ti mismo, amigo mío. Me has tenido con el corazón (diferente al de tu dama de la baraja) en un puño todo el rato, he empezado a sudar y he tenido que poner el aire acondicionado, que como lo tengo en calor y no sé cambiarlo, mi perro se ha tirado por el balcón mientras yo seguía leyendo y sudando cada vez más, hasta que al fin he llegado al final.
    Un suspiro de alivio y cinco cervezas contra la deshidratación me han devuelto a la realidad y he ido a abrirle la puerta al perro que hacía rato estaba tocando el timbre de casa.
    No sabes cuanto me alegro por ti. Espero que al fin me prestes los seis mil euros que necesito para irme de vacaciones.
    Tu amigo.
    Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo Carlos,
      Nos iremos usted y yo a Cuba a practicar el xturismo con las ganancias de la partida. ¿Le parece?

      Eliminar
    2. De acuerdo. Pones tú le fecha y la hora.
      Un abrazo.

      Eliminar
    3. 2 de Agosto a las 10.30 en la Terminal G del aeropuerto de Villanueva del Trabuco. De los trámites burocráticos ya me encargo yo.
      No olvide el pasaporte.

      Eliminar
  16. Contesto aquí, que no me deja más arriba:
    Sr. ¡Al suelo, Coño!....me halagas, y no describiré ahora lo que haría si tuviese a un genio a mi entera disposición jajajaja.
    Pero hay algo que hace "nuestro amor" imposible: y es que su nick, su foto y su perfil me dan un pelín de miedo o yuyu o algo así. Claro que también me ponen los uniformes....no sé.....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo dude amiga belkis. Ni se le ocurra quedar con semejante bribón!

      Eliminar
  17. Como treinteañera bien pasado sólo puedo decir: ¡chapó! Lo ha clavado, como siempre.
    Muy grande! genial post!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a juzgar por su simpática instantánea, diría que es usted una quinceañera.

      Eliminar
  18. Jajajajaja, este blog es enorme. Confirmado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Y quién coño es usted para confirmar/desmentir?

      Eliminar
  19. Yo venía hoy con la intención de vilipendiarle amablemente pero no me sale, lo siento.
    Sólo puedo aplaudir entre lágrimas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Inténtelo. No desfallezca. Me excita que me injurien.

      Eliminar
  20. joder, tío. Es que queriendo o sin querer me haces descojonarme de risa.
    Larga vida a Sir Prepuzio!

    ResponderEliminar
  21. Brutal.
    Simplemente insuperable!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se agradece.
      Vigile no aplaste una tortuga con su coche.

      Eliminar
  22. Por dios que genio!!
    Me encaaaaantaaaaaaaaa esa foto! Jajaja

    ResponderEliminar
  23. ¡¡eres un puto hacha!!, (sí, de esas afiladas y heavys) no sé que está mejorando más, si la mala hostia de los textos o las picantes fotos que los acompañas y que sirven de excusa para publicarlos!

    ResponderEliminar
  24. Nunca había visto a nadie explicar una partidica de cartas de esa manera tan... tan... garrula! xDDDD
    Qué fenómeno!!

    ResponderEliminar
  25. Me encanta! su blog siempre me saca una sonrisa ... y la vanidad herida de sentirse capullescamente representada no tiene precio. Gracias y un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es el poder oscuro del capullismo,,,Va captando adeptos sin que éstos se den cuenta.
      Bienvenida es amiga Nº13.

      Eliminar
  26. Vuelvo a contestar debajo, no puedo arriba, ains:
    Sr. Pacheco, mmmm, gracias por el ofrecimiento. Pero es que ya no recuerdo para qué era jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para fornica amiga belkis. Aquí la audiencia está con la libido por las nubes.

      Eliminar
  27. Usted sí que lleva un repoker de entradas Sr. Prepuzio!
    A sus pieses

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se arrepentirá,,,
      Tengo cuadros severos de sudación podal.

      Eliminar
  28. No sabría por dónde empezar a comentar...
    Me queda la duda de qué hizo después de ganar la partida con la carta....
    Es simplemente magnífico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues que tenía que hacer con ella, amigo Prusiano, perforarla con mi falo.

      Eliminar
  29. Que risas!!!¡¡¡¡ ,lo del 4 de bastos y lo de dientes tan amarillos que se podía untar de mantequilla una barra de pan, ha sido apoteósico jajajajaja,muy buen post!!¡¡

    ResponderEliminar
  30. Respuestas
    1. Pues váyase al contáiner, a ver si encuentra más bazofia.

      Eliminar
    2. Je je je, qué mamonazo!¡

      Eliminar
  31. Lamento no poder comentar en la que supongo que será genial entrada de hoy.
    Yo sólo juego al Tute y a la Brisca, por lo que no he entendido este post.
    Lo lamento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perdonado queda usted. Es un alivio que no comente para criticarme.

      Eliminar
  32. :)) excitante Her Prepuzio,exquisitamente colosal su entrada, me deja con una erección,,,y claro no tengo erección. Me voy al wáter.
    He dicho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lávese la manos cuando acabe de tocar la zambomba.

      Eliminar
  33. Prepucio o como te llames, hace tiempo que no leo algo tan divertido. No puedo leérselo en voz alta a mi novia porque me carcajeo sin remedio. Enhorabuena por tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me llamo Anastasio Prepuzio. Mis amig@s de este blog me apodan capullo, pero usted debe tratarme de majestad.

      Eliminar
  34. Coño!!
    La Reina de Picas debería ser la ostia!! jajaja

    ResponderEliminar
  35. Anastasio qué grand es ud. Gracias por su relato , me ha hecho pasar un rato muy entretenido. Admiro su obra, sus textos son geniales.
    Un besazo :0)

    ResponderEliminar
  36. No creo en Dios, ni en la ciencia, ni creo en Aristóteles, ni en el comunismo, ni en Evo Morales, fíjese lo que le digo.

    Pero sí creo en la Reina de Corazones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra mente captada por el lado oscuro del capullismo.

      Eliminar
  37. AQUÍ ANTES SE HACÍA FILOSOFÍA,,,,
    Ahora obras de arte.
    Genial, Maestro, Genial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No mienta apuesto caballero.
      aquí se ha publicado siempre groserías literarias.

      Eliminar
  38. ¡Ay Dios! ¡Qué me meo toa! Menudo cachondo. Lo de secarse el sudor con la funda de ganchillo de su madre casi me mata...
    Kisses.

    ResponderEliminar
  39. ¡Plas, plas, plas!
    Me rindo. Fantástico.
    De lo mejor de CRÓNICAS DE UN CAPULLO últimamente y algo más atrás también.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amigo Javier.
      Observo con cierta animosidad su poblado cuero cabelludo.

      Eliminar
  40. Un artículo ¡Genial!, siempre se aprende algo en este blog, y además conocimiento verdaderamente valioso.
    Hoy aprendí a jugar al póker.

    ResponderEliminar
  41. Voy a destacar probablemente la cosa más insignificante del artículo (pero que me ha llegado al alma): el whisky con horchata, la bebida de los machotes.

    ResponderEliminar
  42. Dada la naturaleza del post me veo obligado a recomendaros ( sólo a los varones ) que os toquéis.
    Que lo disfrutéis!

    ResponderEliminar
  43. JRANDE! JRANDE! Y TRES VECES JRANDE!
    Sr. Prepuzio, siempre que usted toca el tema escatológico se que no voy a salir decepcionado.
    Me atrevo a decir que cumple usted con una labor social, y es que el mundo sería un lugar mejor si todos habásemos más y sin tabúes de lo ordinario. Yo mismo intento poner mi granito de arena promocionando este tema tanto en el ámbito familiar, como en el laboral, como entre mis amistades..

    ResponderEliminar
  44. jajajajaj genial tío.

    ResponderEliminar
  45. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  46. Rediós, pocas veces me reí tanto con entradas suyas. Sencillamente genial.

    ResponderEliminar
  47. Veo amigo prepuzio que quiere ganar el juego de mi blog "La mejor entrada"...

    ResponderEliminar
  48. Leer esto por la noche es acabar bien el día. Confieso, por si os interesa un punto de vista femenino y ligeramente friki, que yo siempre he caído rendida ante el macho extraño, grotesco, vulgar y cuanto más despistado mehó. Y ese tal Sr. Prepuzio reúne en sí todos los requisitos.

    ResponderEliminar
  49. Joder, esto es de lo mejor que he leído últimamente, digno del mismísimo Ken Follet.

    ResponderEliminar
  50. Moraleja de este megapostio:
    Anastasio Prepuzio sufre de eyaculación precoz.

    ResponderEliminar
  51. Gloriosa y vulgaresca entrada. ¡Ha nacido una estrella!

    ¿Goya, oigo por ahí? ¡De Óscar!

    ResponderEliminar
  52. Considerando lo propicio de la ocasión y lo idílico del paisaje, ¿habría seguido la tradición si instinto y hubiera poseído la carta?

    ResponderEliminar
  53. Genial entrada. ¡Qué panzá de reír!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No engañe a la parroquia. Usted no ríe, berrea.

      Eliminar
  54. Ay¡¡ si no fuera por estos ratos de idílico romanticismo escatológico...q rato¡¡ hacía tiempo que no me reía tanto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por fin escribe en minúsculas amiga OLGA. Me congratula que haya tomado esa decisión.

      Eliminar
  55. Jaja, qué gracioso y qué bonito el final.

    ResponderEliminar
  56. He aquí la solución:
    www.disfunciones-sexuales.com

    ResponderEliminar
  57. Va a tener que enseñarme todas las cartas. Esa baraja no la conocía yo. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si así lo preciso puedo enseñarle otra cosa,,,Usted decide.

      Eliminar
    2. Enséñeme lo que usted quiera, y yo decidiré si ha valido la pena verlo.
      Muaks.

      Eliminar
  58. Estupentástico artículo. Joder viendo lo que ha puesto creo que tengo un enorme problema mental.
    Me ha puesto palote una jodida carta de poker!

    ResponderEliminar
  59. Madre, qué susto. Creo que NUNCA más pondré una foto mía en ninguna parte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tiene bien cuidado el oscuro objeto de deseo.

      Eliminar
  60. Ay que bien Tasio!
    Que tensión de partida y que final tan coñonudo para usted. Óle!
    Uff, no sabía que el poker era tan "excitante" je je je!
    Ahora disfrute de ese dinero pero no se me meta en líos eh? Miedo me da . . . ; )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenía previsto invitarla a disfrutar de un crucero nudista conmigo.
      ¿Acepta?

      Eliminar
  61. Y el venerable comodín, qué sería ¿Un trípode?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, con un falo tal trompa de mamut.

      Eliminar
  62. Le voy a plantear un interrogante que le exijo sea tratado como asunto nacional:
    ¿Estaba en dicha partida el Sr. Rodrigo Rato?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se lo contestaré en la Zarzuela, sin la presencia de su yerno.

      Eliminar
  63. Tío tus tweets son brutales y este blog una puta genialidad.
    Te sigo en los dos!

    ResponderEliminar
  64. Tío tus tweets son brutales y este blog una puta genialidad.
    Te sigo en los dos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias 007, un honor.
      Entiendo que el anterior comentario también es suyo.

      Eliminar
  65. De un vulgarismo exquisito.
    Bravo!

    ResponderEliminar
  66. Desde luego, los hay cabrones, muy cabrones, auténticos cabronazos hijos de su madre, y luego está este tío. Qué crack.

    ResponderEliminar
  67. ¿De qué laboratorio de científico loco se ha escapado ustez?

    ResponderEliminar
  68. Y después digo que no me drogo... Este blog es peor que el crack y el peyote juntos!!! Vaya viaje que me he pegado!!! Su entrada de hoy me ha conquistado...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no se haga ilusiones. Siga consumiendo crack.

      Eliminar
  69. Sois todos unos malpensados de mente sucia!
    La reina de corazones es una cobra a punto de atacar! jajajaj
    Besicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por la forma bien podría serlo. Acertada observación amiga Patricia.

      Eliminar
  70. Coño si es un repóker! un repokerazo! Q de corazones ni más ni menos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bellísima Aina,
      Efectivamente era un repokerazo, pero debo confesarle que el póker, es un coñazo.

      Eliminar
  71. La madre que lo parió... tiene mi más completa admiración. Un puñado más como ésta y tendrá la mitad de mi nómina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coño!.Me pongo a escribir de inmediato.
      ¿A qué se dedica usted?

      Eliminar
  72. Mis respetos, genuflexiones y reverencias

    ResponderEliminar
  73. Es usted el fucking amo del calabozo.
    Cuando quiera echamos un Black&Jack
    Un abraaaacho!!!

    ResponderEliminar
  74. "Épico" no aparece en la entrada!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hubiera dado un cantazo de la hostia amigo Dark Side.

      Eliminar
  75. jajaja! me parto el hojaldre...
    En la próxima partida me invita, no puedo perdérmela por nada del mundo¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se admiten animales en este tipo de partidas clandestinas, amigo Beagle.

      Eliminar
  76. Santa Madonna!!!, con lo del escupitajo en el gyntonic casi me muero. Pasa lo mismo con lo de la cara de Clint Easwoot mirando al sol.

    Lo que me lleva a pensar en la cara de Clint Eastwood sorbiendo un gyntonic rebosante de expectoraciones.

    Dios, mire usted lo que nos hace pensar...

    ResponderEliminar
  77. Escalofriante testimonio donde los haiga. Yo me santiguo, toco madera y bebo sangre de gallo negro para no pasar jamás por este trance tan escalofriante.
    Me aterra esa carta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A juzgar por su 'interesante' blog, dudo que una carta de ese calibre, le aterre.

      Eliminar
  78. Estoy riéndome como una idiota!

    ResponderEliminar
  79. Genial. Increíble. Aunque he de decir que la virtual-Reina de corazones o llevaba escrito en la cara lo de desayunarse hígados crudos y palpitantes, o tiene el papiloma uterino.

    ResponderEliminar
  80. Como siempre se ha vuelto a superar.
    he pasado un buen rato leyendo la historieta.
    Besos con corazones ;)

    ResponderEliminar
  81. La storia dei quattro di bastoni hanno amato molto.
    Magnifico!!
    Petonets.

    ResponderEliminar
  82. Brillante, sencillamente brillante.

    ResponderEliminar
  83. Joder Mr. Prepuzio! Es usted el personaje más enfermo que he conocido ... he recomendado su blog a todos mis enfermos colegas!

    ResponderEliminar
  84. Fantástico sitio. Acabo de descubrirlo y estoy repasando sus archivos con los ojos de dos en dos.

    ResponderEliminar

Amable visitante:
Es usted libre de inmortalizar su interesante opinión y/o vilipendiar al autor de este absurdo blog si lo considera oportuno.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...